"Un verdadero Abogado Litigante se compromete con su cliente más allá del deber ser."

Dra. Ana Santander Ortiz.

admin
admin

13 Jul 2018

AUTORIZACION DE VIAJE AL EXTERIOR DE MENOR DE EDAD:

 

En este artículo tocaremos, muy brevemente pero en forma muy específica la tan conocida institución de Autorización de Viaje a un menor de edad, por vía judicial. PROCESO A SEGUIR: Una vez otorgada la autorización o negada la misma, la sentencia que la acuerde o no, merece cosa juzgada y el fallo que se dicte no tendrá casación. Le serán aplicables las normas procedimentales del proceso de guarda, ya que en el fondo lo discutido pertenece a elementos de la guarda, cual es la custodia y vigilancia del menor. OPOSICION DEL OTRO PROGENITOR: Quien se opone no debe basar sus razones en motivaciones caprichosas, no debe tratarse de simples desacuerdos entre las partes sobre aspectos del contenido de la guarda, (para esto hay un proceso especial en el 359).  Las razones deben ser de peso, por ejemplo el posible desarraigo, el temor de una modificación a la guarda que, conforme al  363 LOPNNA se sustancia por el proceso previsto para la jurisdicción voluntaria del artículo 511 y siguientes (procedimiento especial de alimentos y guarda). ¿QUIENES LA PUEDEN SOLICITAR?: En el artículo 393 de la LOPNNA encontramos la respuesta: 1) El padre que quiere que el hijo viaje, ante la negativa de consentimiento del otro sobre el viaje. 2) El padre que no quiere que el hijo viaje, ante la posibilidad de separación del hijo del sitio donde vive. 3) El propio adolescente que quiere viajar, ante la negativa o el desacuerdo del o de los padres que pueden otorgar el permiso. 4) El representante del menor (tutor). Por tratarse de un proceso contencioso, hay que citar a la contraparte del solicitante, a los fines de garantizar el debido proceso y el derecho a la defensa (garantías constitucionales). ¿QUE DEBEMOS PROBRAR?: Como Abogados debemos llevar al ánimo del juzgador la convicción que el menor regresará efectivamente a la esfera del otro padre. Lo que no obsta para que el juez pueda requerir, a través de un auto para mejor proveer, pruebas al padre interesado, respecto a las condiciones de estancia del menor durante su viaje, la condición legal del menor que viaje y de su acompañante, la dirección donde estará el menor durante el viaje, los medios de comunicación con el progenitor que queda en el país, y todo lo que le permita formarse una idea completa de las condiciones del viaje que se pretenda autorizar, por ejemplo solicitar la exhibición de visas, cartas de invitación u otros documentos. SENTENCIA JUDICIAL: La motivación de la sentencia está en los artículos 75 y 76 CRBV. El juzgador deberá oír a los padres y al menor, ponderar la necesidad y utilidad del viaje, tener especial cuidado que el menor no sea desarraigado de su familia, ni que sea desnacionalizado al separarlo física e intelectualmente del país donde habita su familia o parte de ella. En su sentencia el juez puede imponer condiciones para el viaje, a fin de garantizarle al padre que queda en el país la accesibilidad a su menor hijo, como las facilidades tecnológicas que ofrece el hoy mundo globalizado, para comunicarse con él y que de haber incumplimiento puede entenderse como traslado o retención ilícita del menor a tenor de lo establecido en el artículo 3 del Convenio de La Haya, con las consecuencias que esto implica.

Dra. Ana Santander.


El mejor tiempo de respuesta a tus inquietudes legales

Contáctanos

+58 0212 381.68.04
+58 0414 207.07.27
abogadosaiso@yahoo.com